4, Julio, 2015

original_55909182b1cf0

Al menos 20 músicos de la Orquesta Filarmónica de Jalisco fueron excluidos de la grabación del disco por su 100 aniversario, de la presentación en Bellas Artes y de la posible gira a Corea del Sur, la primera de la agrupación al extranjero.

El pasado domingo, tras un concierto en el Teatro Degollado, se enteraron mediante una lista que sus lugares serán ocupados por músicos extranjeros, la mayoría venezolanos.

En entrevistas, los intérpretes señalaron que esto se suma a una serie de medidas previas de su director, el italo-canadiense Marco Parisotto, quien los ha ido congelando con el argumento de que no tienen nivel técnico e interpretativo.

Dos versiones de la historia

Los músicos desplazados afirman que las acciones del maestro Parisotto y su desplazamiento de la orquesta son injustas y  están violando sus derechos laborales.

“Desde que llegó el maestro Parisotto comenzó a desplazar a varios compañeros, poniéndolos a que realizaran funciones que no son propias de su cargo, y a otros comenzó a mandarlos a descansar a su casa argumentando baja calidad técnico interpretativa, argumento que nunca fue avalado por ninguna comisión de cultura” señaló el secretario sindical y violinista de la OFJ, Jesús Manuel Cruz.

Sin embargo, en un comunicado oficial, Parisotto, quien tiene más de 35 años de trayectoria, afirma que gran parte de los músicos que fueron reemplazados estaban en una etapa en la que deben jubilarse, mientras el resto fue destituido por su indisciplina, que les impedía cumplir con los criterios de excelencia que, según el maestro ganador del Concurso de Besanón, necesita una orquesta de ése nivel.

“Desde mi llegada, se me encomendó la tarea de convertir a la OFJ en una de las mejores orquestas de Latinoamérica. Inmediatamente después de mi primer concierto como titular de la OFJ, el público y las autoridades me demandaron cambios. Me hablaron de los problemas que ellos percibían, las razones por las que ya no querían asistir a los conciertos de la Filarmónica, el por qué ya no disfrutaban los conciertos, etc. Yo no he estado solo en el diagnóstico de lo que debía hacerse para lograr mejoras en la OFJ.” explicó el maestro. Puedes consultar su declaración completa aquí.

¿Desplazados por inmigrantes?

Considerando que se estaban violando sus derechos laborales, los músicos que habían perdido sus lugares comenzaron una serie de protestas y denuncias. En redes, el hashtag #MeDuelesOFJ se utilizó para dar su apoyo a la causa, solicitando firmas para pedir  a Aristóteles Sandoval su ayuda para la restitución de los músicos y el despido del maestro Parisotto.  Sin embargo, nada de ello ayudó a mejorar su situación.

Jesús Manuel Cruz González, líder del Sindicato de Trabajadores de la Orquesta,  junto con otros músicos que están en esta misma situación de “desplazados” , fueron llamados el pasado lunes por la mañana, donde con la presencia de un abogado se les planteó prácticamente el despido, ofreciéndoles la liquidación.

Según narra, durante la mañana del lunes se citó por separado a los integrantes de la orquesta para realizar los ensayos pendientes, la general tocó en el Teatro Degollado y cuerdas en el Sindicato de Electricistas, asunto que para el maestro Cruz fue irregular, pues asegura que los ensayos siempre son en conjunto. Posteriormente afirma que el área administrativa de la OFJ llamó a músicos tras bambalinas pues ahí se encontraba un licenciado quién continuó dividiendo al grupo haciéndolo cada vez más pequeño, para posteriormente solicitar su renuncia por escrito, asegurando que se les liquidaría conforme a la ley.

Al negarse, simplemente se les invitó a que abandonaran el teatro Degollado. Además, se citó a todos los músicos desplazados al teatro, para que firmaran el día como si estuvieran trabajando, aunque los mismos ni siquiera ensayaron.

Ante eso,  los pertenecientes originales a la OFJ avisaron a las oficinas de migración, denunciando  que algunos de los músicos que los sustituyeron  podrían encontrarse en situación de “ilegales”.

Esa misma tarde, agentes del Instituto Nacional de Migración (INM) irrumpieron un ensayo de la Orquesta Filarmónica de Jalisco con sus nuevos integrantes foráneos,  5 de los cuáles, según narra Cruz González, se retiraron inmediatamente del lugar.

Sin embargo, tras una investigación, se descartaron las irregularidades en la condición legal de dichos inmigrantes, según manifestó el delegado federal del INM, Ricardo Ariel Vera Lira. Por su parte, el gerente general de la OFJ, Arturo Gómez, explica que sólo uno de los músicos “no tenía sus papeles, la maestra Jolanta Michalewicz Brucz”, pero se les dijo que “no había problema, que formaba parte de la orquesta”.

Según las declaraciones posteriores del líder sindical, mediante a los integrantes desplazados se presentó y se anteló una queja  por estos hechos a la Comisión Estatal de Derechos Humanos en Jalisco (CEDHJ), para que este organismo emita una recomendación y salvaguarde los derechos laborales de los integrantes de la filarmónica.  Asimismo, el violinista, confirmó haber sostenido una reunión con un delegado de la Secretaría del Trabajo en el Estado, lo anterior con el objetivo de notificar al gobernador constitucional Jorge Aristóteles Sandoval, asunto que hasta el momento no ha tenido respuesta alguna.

La temporada termina el domingo 19 de julio, cuando todos los músicos se van de vacaciones y entonces, los ejecutantes extranjeros regresarán a sus lugares de origen, afirma el primer comunicado oficial de la OFJ.

“Cada músico que ha sido invitado para cubrir algún lugar vacante ha enviado videos que yo reviso escrupulosamente. Los músicos extras que tenemos son exactamente lo que dije: invitados. No se ha contratado a ningún músico. Cuando se abran audiciones, en su momento, ganarán quienes demuestren ser los mejores,” declaró el maestro Parisotto.

“Terminamos temporada, cuando se solicitan músicos extra se necesitan contratar a cinco ó 10”, añadió en un comunicado de prensa  Arturo Gómez Paulat,. “Para la próxima etapa de la orquesta se necesitarán más invitados, por lo que deberán cubrir las vacantes. Va a ser necesario, no sé si a los mismos, veremos qué. Todavía no tendremos la plantilla completa”, puntualizó el gerente de la orquesta.

Así, aunque los extranjeros se retiren,  la apertura de audiciones para contratar nuevos músicos mantendrá a los “desplazados” en la misma precariedad.

Hasta el momento no se han tenido acercamientos directos de los músicos con los administrativos de la OFJ ni con su director titular, bastante se ha dicho por parte de los desplazados, y varios han sido los comunicados que se han lanzado desde la orquesta, aún así, el problema aún continúa, y por lo pronto, los músicos afectados continúan con la recolección de las mil 500 firmas para solicitar al Gobernador del Estado, Aristóteles Sandoval, justicia en cuanto a su situación.

 

 

Comentarios

comentarios