México

Detectan en la CDMX 21 antenas sospechosas que pueden espiar celulares

Jun 2, 2020

Se analizaron mil 801 antenas en la capital del país

Las antenas sospechosas se ubican casi siempre en inmediaciones de las oficinas de los gobierno federal o estatal

Una investigación gestionada por la organización chilena South Lighthouse reveló que hay al menos 21 antenas sospechosas en la Ciudad de México que serían utilizadas para espiar teléfonos celulares.

Mediante la investigación denominada Fake Antenna Detection project (FADe Project) se analizaron mil 801 antenas en la capital del país.

Los resultados arrojaron que se lograron identificar 21 dispositivos sospechosos, y que se encuentran equipadas con aparatos IMSI cantchers o stingrays, mismos que se utilizan para intervenir teléfonos celulares sin la autorización de los usuarios.

Los IMSI cantchers se hacen pasar por una estación base, de tal forma que pueden intervienen teléfonos celulares que se conectan a ellas, y con lo que extraen información de las llamadas y de mensajes de texto.

Además, tales dispositivos podrían tener acceso a los archivos de los teléfonos, a los que también pueden infectar mediante un virus.

La evidencia se logró a través de la recolección de información transmitida por las torres celulares a todos los teléfonos de cierta área de cobertura en ondas de radio.

El estudio detalló que las zonas con mayor número de antenas que cuentan con este sistema se encuentran el centro de la capital mexicana, particularmente en el Zócalo, donde se ubica el Palacio Nacional.

  El extraño caso de la “desaparición” de 55 millones en Pemex

Las antenas irregulares también se detectaron en los alrededores del Palacio de Bellas Artes, del Palacio Legislativo de San Lázaro, y el Heróico Colegio Militar.

Mientras que en Amecameca, Estado de México, en el área en la que se ubica la Fiscalía General de Justicia mexiquense y el campo militar 37-B de la Secretaría de Defensa Nacional, se hallaron mayor número de anomalías en una antena.

El análisis destaco que las antenas sospechosas se ubican casi siempre en inmediaciones de las oficinas de los gobierno federal o estatal, refirió el portal Animal Político.

Aunque no es posible saber quién opera las antenas, la organización PODER documentó que desde 2011 hasta 2019, el gobierno mexicano firmó unos 21 contratos con la empresa L3Harris Techologies, que es uno de los principales proveedores de este tipo de tecnologías a nivel mundial.

De esos contratos, tres se firmaron en la actual administración encabezada por el presidente Andrés Manuel López Obrador, mediante la Secretaría de la Defensa Nacional y de la Secretaría de Marina.

Jun 2, 2020