Opinión

Tiroteos masivos: una situación que se normaliza en los EE.UU.

Ago 8, 2019

 

Por: Fernando Ortiz C.

Después del lamentable hecho del tiroteo que se suscitó en El Paso Texas, se ha desencadenado una serie de “argumentos” respecto a la triste situación que existe en EUA respecto al odio contra las minorías en la Unión Americana. El común denominador de esta situación es el presidente Trump, según mencionan, con su discurso de “odio y racismo”.

Veamos, para alimentar esta hipótesis de que el discurso de odio, racismo y discriminación por parte del presidente Trump hacia minorías, y sobre todo latinoamericanas han causado una masiva lucha y percusión en lo que va del año se tienen 252 TIROTEOS MASIVOS (sí así con mayúsculas) y entonces frente a este dato no cabe la menor duda que el espíritu racista y xenófobo de Trump ha provocado una oleada de muerte, aunado a la constante polémica de las armas de fuego.

Eso no es todo vayamos a tomar datos de su gobierno desde que tomó la presidencia se perpetraron en 2018 340 TIROTEOS MASIVOS y en el año del inicio de su gestión, o sea 2017, 346 TIROTEOS MASIVOS que se registraron en los EE.UU. Lo que da la escandalosa cantidad de 939 TIROTEOS MASIVOS (sí así con mayúsculas) en lo que va del gobierno de Trump, algo para rasgarse las vestiduras, claro está.

Estos datos alimentan a plenitud la hipótesis que el discurso racista de Trump alimentado por la situación de las armas de fuego, la construcción del muro, deportaciones, xenofobia, etc. Estén provocando una ola de violencia insospechada en las “tranquilas tierras de Norteamérica”.

Solo esperen un poco para hacer un comparativo como los últimos tres años del gobierno de su predecesor, aquel tipo que ostenta un premio Nobel de la Paz, y como se esperaría de tal galardón un tipo que, sin discursos de odio, racismo, xenofobia, y demás atributos de bondad, tenía a los EE.UU. en una situación de paz y armonía, NO COMO EL LOCO DE TRUMP que solo genera violencia.

La situación en 2016, o sea último año de gobierno del Premio Nobel se registraron 382 tiroteos masivos (sí así en minúsculas). Un año antes en 2015 se llevaron a cabo 335 tiroteos masivos (sí así en minúsculas). Y para 2014 se generaron 269 tiroteos masivos (sí así en minúsculas). La suma de estas cifras arroja que, en los tres últimos años del gobierno de Obama, el señor de la paz y de los no discursos de racismo y odio se realizaron 986 tiroteos masivos (sí así en minúsculas).

  Mientras Tanto en el Mundo...México tiene al gobierno que ha construido y merece

Frente a esto, entonces la situación de los tiroteos masivos ¿estaba peor con Obama que con Trump? Lo que demuestra este pequeño ejercicio es que Trump no es el causante y el actor del desborde de violencia en E.U.A. esto es una constante en un país que se construyó en los pilares del racismo y el odio.

Si analizamos las cifras prácticamente los datos son similares año con año, los tiroteos masivos se han normalizado más allá de discurso de paz y armonía de “Don Obama el pacífico y carismático” o de odio y racismo del “Desquiciado y loco Trump”.

Estados Unidos es su propio enemigo, no necesita de Trump, Ni de Obama, Bush, Nixon o quien gusten para ellos mismos destruiste entre ellos. Con discursos de odio o de amor los tiroteos masivos en E.U.A es una constante, una realidad.

En los tres últimos años de gobierno de Obama murieron en E.U.A 41,062 personas en incidentes violentos. En la era Trump van 39,336 personas muertas en este tipo de situaciones. Nuevamente los datos son similares.

De los últimos diez tiroteos masivos que se han efectuado, los asesinos fueron: 5 de raza blanca, 2 latinos y 3 afroamericanos.

Repito, E.U.A es un país que internamente vive una fragmentación social y racial producto de su historia y de su propia construcción y proyecto de nación. El discurso de odio de Trump influye de manera mínima, así como el discurso de no discriminación de Obama.

Con esto concluyo, el problema de la violencia en E.U.A está más allá de un hombre, está incrustado en su modo de vida y su construcción continua de una sociedad que vive en la violencia.

 

Ago 8, 2019